Aprende a armar tu carpeta fotográfica

Todos los fotógrafos profesionales pasan por el proceso de hacer su carpeta fotográfica, este es un gran paso porque es, literalmente, tu carta de presentación ante la empresa o agencia en donde quieres comenzar a trabajar, es parte de ejercer la fotografía profesional. Inclusive cuando estas trabajando como freelance, también es la opción indicada para presentarle tu trabajo a los clientes.

En esta publicación te diremos cómo hacer tu carpeta fotográfica, y así estar preparado para presentarla.

Carpeta Fotográfica 1. Analiza tu trabajo: Es importante que le des una y otra revisión a tu material fotográfico y selecciones lo mejor que tienes, debes ser crítico y pensar en qué tipo de género fotográfico realizas mejor que otros. Esos trabajos son los que debes mostrar en tu carpeta.

Un buen tip es ir con algún profesional y pedirle su opinión respecto a tus trabajos, por que en muchas ocasiones las personas que nos rodean, o nosotros mismos, nos enajenamos con nuestro trabajo porque sabemos lo que hay detrás de él, pero eso no quiere decir que sea el mejor.

2. Plataformas: Lo cierto es que hoy en día muchos fotógrafos optan por hacer sus portafolios en una plataforma digital; sin embargo, el hecho de ver las imágenes físicamente atrae mucho la atención de tus clientes o próximos jefes, porque pueden tocar y observar más detalladamente tu trabajo.

3. Tamaño: Te recomendamos que el tamaño de tu carpeta no sea ni muy chico, ni muy grande, ya que en ambos casos hay complicaciones para poder observar las imágenes, un tamaño medio o estándar es perfecto.

4. Carpeta: La presentación de la carpeta es sumamente importante, no sólo en la parte exterior, sino también en la parte interna. Por ello elige la carpeta que sea más cómoda y tenga mejores materiales que permitan ver bien las fotos.

Carpeta Fotográfica 5. El orden de las imágenes: Una vez que has sido crítico con tu trabajo, y tienes seleccionadas las fotografías que estarán en tu carpeta, ahora debes elegir el orden en que las acomodarás. Un tip que siempre funciona es dejar las mejores para el final, debes llevar a la persona que vea tu trabajo con un ritmo, primero enseñarle tus fotografías buenas pero no las mejores, esto se debe porque nosotros tendemos a recordar las últimas imágenes.

Además tu cliente sentirá que va viendo mejores imágenes cada vez, y estará a la espera de ver la mejor fotografía, esa debe ser tu última imagen. También considera que aunque debes mostrar variedad en tu trabajo, el número de fotografía no debe ser tan largo, sino correrás el riesgo de que tu cliente no vea todas las imágenes.

6. Nombre a tus imágenes: Tus fotografías deben tener su respectivo título y los datos de cuando fueron tomadas. Piensa y selecciona cuál es el título ideal para tu imagen, algo que diga mucho de ti y sobre tu fotografías, así quien las mire entenderá un poco más del contexto de ésta.

7. Contacto: Tus datos debes ser visibles para quien vea tu carpeta, es importante que encuentren dónde te pueden buscar para una segunda cita  contigo.

8. Actualiza: Mantén en constante actualización de tus nuevos trabajos a tu carpeta fotográfica, nunca la dejes estática.

Es importante que analices y reflexiones sobre las respuestas de los cliente o empresas que vena tus fotografías, eso te ayudará mucho a definir que cosas le faltan o sobran.

Comienza a armar tu carpeta y encuentra el trabajo que siempre has querido

 

 

 

Loading Facebook Comments ...

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.